Un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad de Ghent descubrió que el Reino Unido ahorraría £ 5.21 mil millones ($ 7.35 mil millones) en costos económicos durante los próximos 20 años si el 10 por ciento de la población adoptara una dieta basada en plantas. 

Los investigadores estudiaron los beneficios de salud atribuidos a las dietas basadas en plantas a través de una serie de estudios científicos y encontraron que si el 10% de la población del Reino Unido incorporaba alimentos a base de soya en sus dietas diarias, el ahorro económico sería tremendo.

Beneficio integral

«Nuestra investigación demuestra que aumentar la alimentación basada en plantas es rentable, reduce los costos económicos, como los ingresos hospitalarios y las facturas de los médicos, así como también aumenta la cantidad de años de vida saludable de las personas que les permite continuar teniendo una vida activa”, dijo el autor principal del estudio Lieven Annemans. 

Los investigadores calcularon el impacto de estos patrones alimentarios basados en plantas en los «años de vida ajustados por calidad» (QALY, por sus siglas en inglés), que estiman la cantidad de años esperados de buena salud. Para calcular los costos de las enfermedades, se tomó una perspectiva social, incluidos los costos directos e indirectos. Los costos directos son los directamente relacionados con la enfermedad o las afecciones relacionadas, incluidos los costos relacionados con el diagnóstico y el tratamiento. Los costos indirectos incluyen elementos relacionados con el empleo, como el ausentismo y la pérdida de productividad debido a la enfermedad.

«Nuestro estudio tiene el potencial de contribuir a promover la alimentación saludable”. Mientras los científicos continúan demostrando que las dietas basadas en plantas son óptimas para la salud, la creciente investigación vincula el consumo de productos animales con un mayor riesgo de desarrollar enfermedades como el tipo 2 diabetes, enfermedad cardíaca y ciertos tipos de cáncer.

El profesor Ian Rowland, experto en nutrición de la Universidad de Reading, apoyó los hallazgos del nuevo estudio y comentó: «Enfatizar los alimentos basados en plantas en nuestra dieta puede ayudar a mejorar la nutrición y cumplir con las recomendaciones dietéticas actuales. Una dieta basada en plantas ayuda a combatir una larga lista de enfermedades que enfrenta la población hoy en día. Además de los beneficios de salud personales, también puede ayudar a reducir los costos de atención médica de la sociedad».



Fuente: https://www.news-medical.net/news/20180214/Study-shows-health-and-economic-consequences-of-eating-plant-basedc2a0foods.aspx , http://blog.animallibre.org, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here