Heura, la empresa de carne de origen vegetal, acaba de presentar sus nuevos nuggets veganos de “no pollo”. Los bocadillos sin carne son “aptos para los niños”, dice la compañía, y conllevan menos riesgos para la salud que los nuggets de origen animal. Además, Heura estima que los bocadillos salvarán más de 1.1 millones de vidas de pollos para fines de este año.

En un comunicado de prensa, la empresa señala un estudio reciente de la Biblioteca Nacional de Medicina. El estudio encontró que del 18 al 33 por ciento de los bebés y niños pequeños no consumen sus porciones de vegetales al día. Además, según el sitio web de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), de 2007 a 2010, nueve de cada 10 niños no comieron suficientes verduras.

Alternativa más saludable y libre de maltrato animal

Es una investigación como esta la que motivó a Heura a desarrollar sus nuevos nuggets veganos que contienen un 44 por ciento menos de grasas saturadas que el pollo. El alimento es rico en proteínas, fibra y vitamina B12.

El cofundador y director ejecutivo de Heura, Marc Coloma, dijo en un comunicado: “Como empresa impulsada por una misión, entendemos que nuestras acciones de hoy impactan directamente en las generaciones venideras, por lo que los nuggets aptos para niños eran el siguiente paso natural para la cartera de productos de pollo vegetal de Heura”.

La startup realizó una prueba de sabor a ciegas de sus nuggets con un “exigente jurado de niños”. Los participantes dieron a los nuggets veganos “una puntuación del infinito”. Coloma continuó: “El hecho es que, aunque a menudo están dirigidos a los niños, los nuggets de pollo originales no fueron creados pensando en la salud de los niños… No solo estamos ofreciendo una solución de alimentos saludables para los niños, estamos creando un un mundo más sostenible para ellos”.

¿Es sostenible la crianza de aves para consumo humano?

Eating Better Alliance publicó un informe el año pasado que examinó la sostenibilidad de la producción de pollo. En 2017, las aves de corral superaron las ventas de carnes rojas por primera vez. Ahora representa más del 50 por ciento del consumo de carne en el Reino Unido, más que cualquier otra carne.

Alimentar a las aves está demostrando ser un problema. El informe explica que se requieren 2,6 kg de alimento vegetal para producir 1 kg de carne de pollo. Como resultado, el 60 por ciento de la soja importada al Reino Unido es utilizada por la industria avícola. Y el 75 por ciento de la huella de emisiones de la industria avícola proviene de la producción de alimentos balanceados.

El noventa y cinco por ciento de los pollos en el Reino Unido se crían en unidades interiores intensivas. Estas instalaciones han sido criticadas por la forma en que tratan a los animales. En el Reino Unido, se pueden mantener legalmente de 16 a 19 pollos en un metro cuadrado de espacio.

El informe agrega: “Los pollos de engorde de hoy se han criado para crecer tan rápido que a menudo sus patas no pueden sostener adecuadamente sus cuerpos. Como resultado, muchos sufren de trastornos dolorosos en las patas o corren el riesgo de sucumbir a una enfermedad cardíaca”.

Fuente: https://plantbasednews.org, Agencias


Recibe nuestro boletín de noticias ecológicas todos los días en Telegram a través de este enlace: https://t.me/masverdeperiodico

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here