Un estudio de The Journal of Nutrition afirma que abandonar los productos de origen animal y seguir una dieta vegana puede ayudar a reducir las enfermedades y, por lo tanto, a reducir los riesgos de muerte prematura. El estudio, que analiza cómo la ingesta en la dieta afecta a biomarcadores como carotenoides, isoflavonas, enterolactona, ácidos grasos saturados y poliinsaturados y vitaminas, involucra a más de 800 personas.

Los participantes se clasificaron en cinco grupos de dietas diferentes (vegano, lacto-ovo-vegetariano, pesco-vegetariano, semi-vegetariano, no vegetariano). Los participantes también tuvieron que completar cuestionarios de frecuencia de alimentos.

Propiedades anticancerígenas de la dieta vegana

Los resultados muestran que los veganos tenían la mayor concentración de carotenoides antioxidantes, que previamente se ha asociado con una dieta basada en plantas. Los veganos también tenían cantidades más altas de ácidos grasos omega-3 en su cuerpo, mientras que tenían proporciones más bajas de ácidos grasos saturados.

El estudio concluye: “Los hallazgos aquí presentados son valiosos, dadas las asociaciones reportadas previamente entre los patrones de dieta vegetariana y los resultados de salud, incluidas las reducciones aparentes de la incidencia de cáncer, los factores de riesgo cardiometabólico, la diabetes tipo 2 y la mortalidad en general”.

“Se entiende que los fitoquímicos desempeñan un papel importante en [la] prevención de estas enfermedades. Existe evidencia considerable, en particular sobre las actividades anticancerígenas, antiinflamatorias y antioxidantes de los carotenoides, polifenoles e isoflavonas”.

Los riesgos de ingerir carne procesada

La asociación entre el cáncer y el consumo de carne se destacó en el pasado después de que la Organización Mundial de la Salud calificara la carne procesada como carcinógena.

El año pasado, un meta-estudio afirmó que las mujeres que comen regularmente carne procesada, como el tocino y las salchichas, podrían aumentar el riesgo de cáncer de mama.

La revisión, que se publicó en el International Journal of Cancer, recopiló los hallazgos de 15 estudios previos en los que participaron más de 1.2 millones de sujetos y encontró que los que comían altos niveles de carne procesada enfrentaban un aumento del riesgo del 9% en comparación con los que comían poco.

Fuente: https://www.plantbasednews.org, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here