El atleta vegano citó un artículo de la BBC que afirma que “100 millones de animales por mes [son] sacrificados en el Reino Unido”. El campeón de F1, que usa regularmente su plataforma para promover causas por los derechos de los animales, compartió un artículo de la BBC de hace un año, que tiene por título: “Confesiones de un trabajador del matadero”, en su historia de Instagram.

Escribió: “100 millones de animales por mes [son] sacrificados en el Reino Unido. “Aquellos de ustedes que comen carne, por favor tomen un momento para pensar. Por favor, dejen de comer carne, tenemos que acabar con esta horrible atrocidad”.

Duro impacto psicológico

El artículo que compartió trata sobre una trabajadora anónima de un matadero en el Reino Unido. El artículo habla de las experiencias que esta persona tuvo, que aunque no resultaron en lesiones físicas, tuvieron un impacto duradero en su mente. “Mi mente se burlaba de mí con pesadillas, repitiendo algunos de los horrores que había presenciado durante el día”, aseguró.

Aunque se dice que los trabajadores de los mataderos dominan la ‘disociación’ y aprenden a ‘volverse insensibles a la muerte y al sufrimiento’, sus emociones tienden a ser reprimidas y nadie habla de sus sentimientos debido a la abrumadora sensación de que no se le permite mostrar debilidad. El artículo no solo destaca la sangrienta situación de los animales, sino que también hace énfasis en la tremenda presión que sufren los trabajadores.

Según algunos estudios, el trabajo en mataderos es una labor increíblemente aislada y se ha relacionado con múltiples problemas de salud mental. Solo después de que la ex trabajadora del matadero salvó a un colega de suicidarse, se dio cuenta de la necesidad de buscar ayuda. “Sentí que las cosas horribles que estaba viendo habían nublado mi pensamiento y estaba en un estado de depresión en toda regla”, reveló la trabajadora.

“Cientos de pares de ojos oculares mirándome”

“Se sintió como un gran paso, pero necesitaba salir de allí”. Al notar las cicatrices y los efectos duraderos de trabajar en el matadero, confesó: “(todavía) recuerdo mis días en el matadero. Pienso en mis antiguos colegas trabajando sin descanso, como si estuvieran flotando en el agua en un vasto océano, con la tierra seca completamente fuera de la vista. Recuerdo a mis colegas que no sobrevivieron”.

“Y por la noche, cuando cierro los ojos y trato de dormir, a veces todavía veo cientos de pares de globos oculares mirándome”. Ahora trabaja con organizaciones benéficas de salud mental que alientan a las personas a abrirse sobre sus sentimientos y buscar ayuda profesional.

Esta no es la primera vez que Hamilton crea conciencia sobre las atrocidades de los mataderos. En 2019, el atleta vegano publicó imágenes gráficas de una vaca golpeada repetidamente en la cabeza con un hacha. El video también mostró al animal siendo apuñalado como parte de las prácticas bárbaras de la industria del cuero.

A pesar de enfrentar críticas por publicar contenido perturbador en su Instagram, defendió su postura diciendo que “no puede desperdiciar” su plataforma. Él escribió: “Chicos, lamento si la última publicación les arruinó el día, pero ustedes / nosotros necesitamos ver esto. Si no publico esto, ¿quién lo hará? ¿Quién cuidará de estos animales? Lo siento, pero tengo esta plataforma y no puedo desperdiciarla “.

Fuente: https://www.totallyveganbuzz.com/, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here