El fundador del Festival de Cine de Sundance ha participado activamente desde hace décadas en la arena política, sobre todo en cuestiones ambientales. Sin embargo, su bajo perfil público y su estilo de vida menos frívolo que el de otras celebrities tal vez oscurecen la visibilidad de sus esfuerzos.

En 1989, cuando apenas aún se hablaba del cambio climático, Redford acogió en su rancho de Utah una reunión entre científicos y líderes de EE.UU. y Rusia en la que se urgió a los entonces presidentes de ambos países, George Bush (padre) y Mijail Gorbachov, a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero para evitar una catástrofe global.

El actor ha patrocinado también reuniones destinadas a promover y coordinar el Acuerdo de Protección del Clima de los alcaldes de Estados Unidos. Entre sus actividades destacan algunos proyectos destinados a actuaciones de conservación y restauración del territorio en EE.UU.

Fuente: http://www.huffingtonpost.es, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here