Francia pondrá en marcha un dispositivo de certificados, asociados a colores, para catalogar los vehículos y dar ventajas a los que contaminan poco, anunció la ministra de Ecología, Ségolène Royal.

Los que obtengan el «certificado de calidad verde» podrán entrar en las cada vez más frecuentes áreas urbanas de acceso restringido, en los carriles de autobús y también los días que, por picos de contaminación se active la circulación alterna, explicó Royal en una entrevista concedida al canal de televisión «iTélé».

 photo carroelectrico2.jpg

Un nuevo estilo de vida

«Hay que entrar en otro modelo de sociedad que proteja la salud», destacó la ministra, que hizo notar que «un 60% de la población francesa respira un aire de mala calidad», y dio su apoyo a la Alcaldía de París, que desde el próximo verano va a prohibir la entrada en la ciudad de camiones y autobuses de más de 13 años por su alto nivel de emisión de partículas finas.

La ministra añadió que el sistema de certificados se ampliará progresivamente a todo el parque de vehículos, de forma que los más contaminantes sufrirán también más restricciones.

 photo carroelectrico1.jpg

El Gobierno va a incitar a los automovilistas a cambiar los vehículos diesel sin filtro de más de 13 años con primas para la compra de otros poco contaminantes, que llegarán a ser de 10.000 euros para un carro eléctrico (a partir de abril) y de 6.500 para un híbrido recargable.

En paralelo, su objetivo es desplegar siete millones de puntos de recarga, que pasarán a ser obligatorios en los estacionamientos públicos, en las estaciones, aeropuertos o centros comerciales. Además, los particulares que quieran equiparse en su casa, tendrán una exención fiscal del 30%.

Fuente: EFE, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here