La Junta de Supervisores (Concejo Municipal) de San Francisco ha votado para reducir la cantidad de productos animales que se sirven en cárceles y hospitales.

Patrocinada por los supervisores Sandra Lee Fewer y Rafael Mandelman, la nueva ley exige que las cárceles de la ciudad reduzcan la compra de productos animales, incluida la carne, los lácteos y los huevos, en un 50 por ciento para 2024, mientras que los hospitales públicos reducirán la compra de productos en un 15 por ciento para 2023.

Rumbo a un mundo más compasivo y sostenible

Al presentar el tema de la agenda de reducción de productos animales el pasado 28 de julio, el supervisor Fewer dijo: “La gente mirará hacia atrás en 20 años y dirá: ‘Vaya, no puedo creer que nos comiéramos toda esta carne'”. Según los informes, esta nueva ley “primera en su tipo” responde a la presión de los defensores de los derechos animales y el ambiente que instan a la ciudad a usar su poder adquisitivo para promover esas causas.

“La agricultura animal es la próxima frontera para un movimiento creciente de desinversión y desfinanciamiento hacia un mundo más compasivo y sostenible”, dijo Victoria Gu, voluntaria de Compassionate Bay, una de las organizaciones que aboga por la medida en un comunicado de prensa.

La nueva ley está esperando la aprobación del alcalde London Breed. Mientras San Francisco busca reducir el consumo de productos animales en cárceles y hospitales, el Departamento de Correccionales de Arizona (ADOC) acaba de reemplazar la comida Halal y Kosher con comidas veganas.

Una experiencia que ya se aplica en otras ciudades

En declaraciones a Phoenix New Times, Bill Lamoreaux, un portavoz de ADOC, dijo: “La nueva comida de tarifa común ofrece adaptaciones y la capacidad de ser más inclusiva para las necesidades dietéticas cambiantes de los encarcelados”.

Agregó que las comidas veganas, que se lanzaron el 1 de agosto, cumplieron con los “estándares religiosos halal, kosher y veganos” y no violaron los derechos constitucionales de los presos. El año pasado, el Departamento de Correccionales de la Ciudad de Nueva York implementó los lunes sin carne para todos los reclusos, funcionarios penitenciarios y personal de la cárcel en general, informó el portal Live Kindly.

Según la Comisión Correccional Cynthia Brann, la iniciativa Meatless Monday no solo ayudaría a proporcionar opciones más nutritivas una vez a la semana, sino que también fomentará un planeta más saludable con menos emisiones de carbono, informó el New York Daily News.

Fuente: https://www.totallyveganbuzz.com, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here