La Federación Nacional de Arroceros (Fedearroz) de Colombia pidió esta semana al gobierno abrir una investigación por el posible ingreso al país de arroz contaminado con trazas de cadmio y plomo, metales pesados de alta toxicidad.

Rafael Hernández, presidente del gremio, dijo que fue solicitada una reunión urgente al Ministerio de Agricultura para discernir el origen y alcance de la contaminación, si es solo relativa a una muestra procedente de Ecuador o si atañe también a la producción nacional.

Efectos de la minería ilegal

La contaminación del cereal puede provenir también de fuentes de agua contaminadas a raíz de la minería ilegal o de la utilización de fertilizantes con restos de los metales tóxicos, explicó Hernández.

El presidente de Fedearroz señaló la necesidad de realizar las pruebas pertinentes al producto nacional, pues aunque el arroz contaminado parece provenir del exterior no se descarta la posibilidad de contaminación dentro del país.

El cadmio es tóxico aún en pequeñas concentraciones y el plomo puede causar severa intoxicación, aborto espontáneo y daño cerebral. Colombia produjo en 2018 dos millones 700 mil toneladas de arroz e importó cerca de 130 mil toneladas.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here