Al menos 11 premios Nobel de la Paz escribieron una carta al presidente Vladimir Putin para pedirle que retire la acusación de piratería a 30 activistas de Greenpeace, entre ellos dos argentinos y un brasileño, informó la organización ecologista.

«Respetuosamente le escribimos para pedirle que haga todo lo que esté a su alcance para garantizar que se retiren los cargos de piratería contra los 28 activistas de Greenpeace, el fotógrafo y el camarógrafo de la expedición», dice la carta.

 photo greenpeace3.jpg

Protesta pacífica

Según precisó Greenpeace en la carta, los premios Nobel pidieron a Putin «que haga todo lo posible» para retirar esa imputación, y solicitaron además que cualquier tipo de acusación que se haga se ajuste a la ley rusa y al derecho internacional.

Los galardonados, entre ellos el arzobispo Desmond Tutu, la guatemalteca Rigoberta Menchu y el argentino Adolfo Pérez Esquivel, describieron los cargos como excesivos y destacaron que éstos deberían ser consistentes con las leyes internacionales y rusas. La misiva, disponible en la página web de Greenpeace, sostiene que los activistas de la organización ecologista realizaban una protesta pacífica cuando intentaron el mes pasado abordar una plataforma de la estatal Gazprom en el Ártico.

 photo greenpeace1.jpg

Además de Tutu, Menchú y Pérez Esquivel, la carta esta firmada por Mairead Maguire y Betty Williams (Irlanda del Norte), Oscar Arias Sánchez (Costa Rica), José Ramos Horta (Timor Oriental), Jody Williams (Estados Unidos), Shirin Ebadi (Irán), Tawakkol Karman (Yemen) y Leymah Gbowee (Liberia).

El secretario de prensa de Putin, Dmitriy Peskov, desestimó la carta, diciendo que iba dirigido a la persona equivocada, porque Putin no tenía influencia sobre el tribunal, reportó la agencia rusa de noticias Ria Novosti. Indicó que el presidente ruso respeta la opinión de los Premio Nobel de la Paz, pero que no puede inmiscuirse en el asunto relacionado con activistas de Greenpeace porque está en manos de la Justicia rusa.

 photo greenpeace2.jpg

En manos de la «justicia»

Según Peskov, Vladimir Putin no puede presentar o retirar cargos. «Esto es una prerrogativa de los órganos judiciales y todos deben esperar el fin del proceso y el pronunciamiento del veredicto. Así es la Ley».
El pasado 19 de septiembre, un grupo de activistas de Greenpeace, a bordo del barco «Arctic Sunrise», trató de escalar a la plataforma de Gazprom para protestar por la perforación de pozos petrolíferos en el Ártico y crear conciencia sobre los riesgos para el medio ambiente.

 photo greenpeace4.jpg

Más tarde, la embarcación -con 30 activistas de 18 nacionalidades, incluidos cuatro rusos- fue detenida por guardacostas rusos y remolcada a la bahía de Kolonga, en el puerto ruso de Murmansk, para comparecer ante la justicia. El Comité Federal de Investigaciones de Rusia abrió contra los activistas una causa penal por piratería, que conlleva una sentencia de hasta 15 años de cárcel y una multa de 500 mil rublos (unos 15 mil 500 dólares).

Fuente: http://noticias.starmedia.com, ANSA, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here